Critica de Las crónicas de Riddick.

Cólico de Roddick Riddick: lo que pasa cuando uno no distingue entre asteroide y esteroide

¿En qué agujero (negro) ha caído la ciencia-ficción? Santo cielo. Después de ver esta película, Guillermo del Toro me parece Dreyer, de un estilo sobrio, profundo y cartujano (al lado del cronicón de Riddick “El laberinto del fauno” parece “El gran silencio”).

Aquellos ojos verdeeeeeeeees, de mirrada serenaaaaaaaa.

Yo creo que le han querido gastar un bromazo a Vin Diesel las musculocas de su gimnasio: llamaron a unas drag-queens y a unos moteros, alquilaron el decorado del «Un, dos, tres» dedicado al Gran Bazar, los instalaron en el desierto de Almería, telefonearon a Mel Gibson para que les prestara los disfraces de Mad Max, se depilaron los sobacos (esto es importante, en el futuro la gente no se afeita pero se depila el sobaquete) y después organizaron una fiesta con sandwiches de esteroides y bebidas isotónicas, mezcladas con tripis. Cuando estaban todos colocados, dieron la cámara al que tenía el pulso más alterado y se pusieron a improvisar. A Vin Diesel le colocaron una jarapa sobre los hombros y le dieron las gafas de Michael Phelps y, hala, a actuar, chato. Bueno, actuar es una palabra muy inexacta: un buzón de Correos resulta más expresivo, yo creo que el Diesel este es incapaz de transmitir ninguna emoción ni aunque le estén devorando las almorranas.

Sí, tiene más tetas él que ella. BASTANTE más.

Hagamos un ejercicio que quizá recuerde a nuestra niñez y a los libros de “ESCRIBA SU PROPIA AVENTURA”- Si usted cree que es una película de comedia vaya a la página 27. Si cree que es de cualquier otro género, visite la página 62/14.
Página 27:

Ha elegido usted género cómico: Y efectivamente como comedia no tiene parangón, está llena de humor absurdo y surrealista (sólo recordar los “diálogos” de Vin con el resto me hacen desternillar de risa), cada secuencia tiene su cosa y todo momento es bueno para morirte a carcajadas en este film. Si además la puede ver con sus colegas, bebiendo cerveza, con alguna sustancia ilegal en el cuerpo y en vísperas de una gran fiesta, habrá hecho usted la tarde.

Página 62/14:

Ha elegido usted cualquier otro género: Pero como se puede la gente gastar la pasta en esta montaña infecta de basura, pero de que va esta mierda,…..en serio, “te mato con mi taza de té”, “es un semimuerto que ha visto el subuniverso…”

Pero que se creen que somos deficientes mentales… Sólo le faltó al bueno de Vin (en el fondo le tengo aprecio) comenzar a volar como Superman…

El único consuelo de esto es la certeza de que el cine ya no puede caer más bajo.

Muy chunga.

Chacho, déjate la barba si quieres pero como se te enfríen las velillas verás después que carámbanos más bonitos te van a quedar.

Además esta peli ha pasado ya una cuantiosa factura a los jóvenes de nuestra sociedad que la han visto y han tratado de imitar a Riddick creyéndose tan superhéroes como él.

Criaturitas.

Por: Macarrones.