Critica de Noche de fin de año (Bodrio de Fin de Año)

Deseo de Fin de Año: Por favor, que se acabe el mundo en el 2012 para que NO hagan la segunda parte.

Si durante la proyección me hubieran sodomizado 78 piratas somalíes, cuatro caballos, dos elefantes, y Paquirrín (dos veces) seguiría recordando como experiencia más traumática haber visto “Noche de fin de año”. Horrible de principio a fin. La película trata de muchos personajes e historias que se cruzan durante la noche de fin de año en Times Square pero todo está tan visto y copiado… todo es tan horrible, tan ridículo y está hecha con tan pocas ganas que en vez de hacer que tengas buenos y dulces sentimientos para finalizar el año… provoca que vayas a una tienda de armas e inicies un movimiento de nueva colonización americana. ¡Si mis antepasados tuvieron parte de culpa en todo esto quiero arreglarlo ya!

Chin-Chin… Brindemos por todo un BODRIO.

Solo puede entenderse como la apología más descarnada y descarada del product placement porque se anuncia de todo: Nivea, móviles, coches, ordenadores e incluso se permite colocar un enorme póster de “Sherlock Holmes 2” en la Séptima Avenida (recordemos que New Line Cinema fue succionada, que no absorbida, por Warner Bros). Ni el traje rojo-que-te-las-cojo de Halle Berry salva la función y me da pena pensar que si ganas un Oscar al parecer acabas… ¡haciendo esto!

Lo-peor-de-lo-peor:
—       El duelo de preñadas de Jessica Biel y Sarah Paulson parece una trama barata de televisión. Aunque que un ascensor se pare y queden atrapados un chico y una chica es de vergüenza ajena de cualquier originalidad.
—       Sofía Vergara hace… de Sofía Vergara… con el mismo doblaje  y tono de… Sofía Vergara… pero sin ninguna frase graciosa… habitual en Sofía Vergara.

—      Abigail Breslin lleva más maquillaje puesto que su madre en la ficción: Sarah Jessica Parker. Bueno, hace de niña de quince años y es cierto que ahora con el chonismo por bandera el maquillaje es vida. Pero… que estamos hablando de Sarah Jessica Parker… ¡De Sarah Jessica Parker!

Chonismo Vs., Jessica-Parkerísmo.

—       Michelle Pfeiffer le dice a Zac Efron que le duplica su edad… Bueno, casi se la triplica por no querer utilizar maquillaje… Seguramente se lo robaron del camerino Abigail Breslin y Sarah Jessica Parker.

 —        Jon Bon Jovi actúa mejor que Hilary Swank que a su vez actúa mejor que Robert De Niro… ¡Que les quiten los Oscars y se los den a Jon Bon Jovi!

Jon, métete las uvas por el...

 —       Lea Michele no sabe hacer playback. ¡No sabe!

—    Katherine Heigl interpreta a una reputadísima chef de cocina a la que vemos únicamente y al parecer durante todo el duro día de trabajo… ¡cortar una piña! ¡Y encima no sabe ni hacerlo!

La gran chef que no sabe ni cortar una piña...

 —      Pero el súmmum del ridículo es el ‘momento-zapatos-divinos-de-la-muerte de Sarah Jessica Parker’ aunque parezca más que un anuncio de Chanel uno de compresas de Concha Velasco. ¡Pa’ mearse entera y ‘toa’! ¡Y encima hacen spoiler en el póster!

Todos los personajes esperan que caiga un bola pero a mí se me cayeron las mías al suelo, de la vergüenza ajena, durante las casi dos horas que dura el bodrio.

Por: Maldito Bastardo.